13 Reasons Why: cómo hablar con los hijos sobre el suicidio

2018-07-30_1439.png
Foto: Instagram/13reasonswhy

“Es un peligro, vamos a ver cómo aumentan las cifras de suicidio adolescente”; “Para nada, la serie es excelente, no podemos seguir ciegos a un problemática gravísima”… Tras intensos días de debate en los medios, y después de escuchar como varias conocidas la recomendaban con vehemencia, me acomodé entre almohadas, para empezar a ver 13 Reasons Why. Debo reconocer que, por entonces, mi curiosidad era tan grande como la sensación de estarme sumergiendo en un mundo adolescente, que no me pertenecía. El enganche fue inmediato.

Aunque con ciertos estereotipos comunes de los programas teen, la serie es intrigante y se adentra con crudeza en problemáticas muchas veces invisibilizadas (si no lo nombramos no existe, ¿no?) de la adolescencia: el bullying, la adicción, el abuso sexual, las armas en manos de los jóvenes, el suicidio.

Ciertamente atrevida, es una serie que llegó para patear el tablero de las “verdades” de los padres y educadores, y es una oportunidad para que los jóvenes, encuentren la ayuda que muchas veces el sistema les niega. Y si bien las problemáticas son muchas (no te pierdas el Beyond The Reasons con el que cierra la segunda temporada), de momento, el suicidio, es EL tema que dio de qué hablar. Quizás estos datos que te comparto, puedan explicar un poco por qué.

Datos que estremecen

Si bien salidos de una ficción, los temas tratados por 13 Reasons Why no tienen nada de fantasiosos. Basta si no, con ver las estadísticas sobre suicidio adolescente en EEUU, que brinda el Programa de recursos para padres, de la Fundación The Jason: 

  • El suicidio es la segunda causa de muerte entre los 10 y 24 años;
  • Más adolescentes y adultos jóvenes mueren por suicidio que por cáncer, problemas cardíacos, SIDA, defectos de nacimiento, ataques cerebrales, neumonía, influenza y enfermedades del corazón crónicas, ¡COMBINADOS!
  • Se dan a diario, un promedio de más de 3,000 intentos de suicidio de adolescentes de 9°-12° grado.
  • 4 de cada 5 adolescentes que se suicida dio signos claros de que lo haría.

Pero, aunque suele pensarse que las condiciones de salud mental son la causa detrás del suicidio, en realidad, éste es resultado de numerosos motivos, refieren los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC). Otros problemas que suelen contribuir a esta decisión incluyen las relaciones, el consumo de sustancias, la salud física, cuestiones monetarias y legales, y el estrés hogareño. Spoiler alert: muchas de estas causas se anudan en la serie, hacia un desenlace trágico.

Cómo hablarlo en casa

Como ves, el suicidio adolescente es un problema grave y, lamentablemente cotidiano, que puede afectar a cualquier familia, en cualquier momento. Por eso, para prevenirlo, es fundamental hablarlo con los más jóvenes.

¡Pero no temas! Contrario a lo que se cree, tratar el tema con los adolescentes no implantaría ideas suicidas en su cabeza, asegura la Sociedad para la Prevención del Suicidio Adolescente, de EEUU.

Dicho esto, y sabiendo que es un tema complicado, te dejo algunos tips, que podrían ayudarte a conversarlo con tus hijos, según la entidad mencionada:

1. Elige bien el momento, particularmente uno en que puedas captar su atención

2. Piensa de antemano qué quieres decirle. Tener un tópico de referencia como: “Leí en un artículo que…” o “Viste que en 13 Reasons Why…”, podría ayudar.

3. Si es un tema difícil para ti, reconoce tu incomodidad. Así, podrás darle permiso a que, si se siente de este mismo modo, pueda expresarlo.

4. Pídele su opinión de manera directa: “¿Qué piensas del suicidio?”; “¿Es algo de lo que hablen con tus amigos?”; “¿Lo has considerado alguna vez?”

5. Considera sus respuestas y si algo te preocupa, convérsalo también.

6. No reacciones excesivamente. Solo harás que la comunicación se cierre.

7. Evita hacerlo una conversación de una vez. El tema del suicidio debe abordarse numerosas veces a lo largo del tiempo.

Finalmente, si tus hijos ven la serie, considera hacerlo junto con ellos. De este modo, podrás ayudarlos a procesar el contenido y aclarar cualquier información errónea, concluye la Academia Americana de Pediatría.

Deja un comentario